sábado, 20 de septiembre de 2008

Dinastia Vivanco o como seguir una tradición...

Me pasa con esta bodega y sus vinos que no puedo ponerles nada en cara como a otros muchos Riojas. Me explico; donde otras bodegas fluctúan su banda de precios en función de los méritos de uno de sus vinos, pero dejan caer la calidad, o donde otros mantiene su precio pero elaboran cada año mas y mas botellas provocando también vaivenes en su estilo y calidad, esta bodega mantiene una linea que la separa por poco, pero lo suficiente, de otros supuestos clásicos y no tan clásicos de esta D.O. tan en declive a mi entender desde hace cinco años a hoy en día.

Dinastía Vivanco es un vino de la Bodega familiar del mismo nombre que elabora Rafael Vivanco con viñedos propios de la zona de Briones. Elabora tres series, el Vivanco, solo rosado y Blanco, este Dinastía Vivanco, tintos, de los que salen un crianza y un reserva, y un Colección Vivanco a base de monovarietales y un mezcla de cuatro de sus cepas mas importantes, también en tinto.


Este crianza de 2001 es una de esas cosas que vas dejando pasar por "ver que pasa" y que te acaban sorprendiendo. Sorpresa porque era un crianza y sus casi tres años en mi bodega, pensé, le habrían sentado mas mal que bien. Sorpresa porque el corcho prácticamente no ha sufrido, conservándose incólume y sin blanduras sospechosas, como en otros casos con la misma antigüedad en casa. Y sorpresa porque me gustó, y mucho, para tratarse de un Rioja 100% Tempranillo.

Se trata de un vino clásico de la Rioja al extremo. Un tinto de brillos intensos, con madera, si por supuesto, pero que deja entrever sin demasiada dificultad esa fruta madura, ese vino muy hecho, que entra sin escándalos pero que deja sensaciones de perfume y fruta en la nariz y en la boca. Un vino que abrí unos 20 minutos antes de su degustación y que, tal vez por esa razón, llego pleno pero sin resecar y muy digno.

Sobre gustos hablamos de otra cosa porque a mi la Tempranillo solo me ha gustado dos veces de verdad, y ninguna de ellas se trato de un Rioja. Este es un Rioja como deben ser los Riojas cuando cuestan lo que este vino, que en su momento no supero con mucho los siete euros según reza la etiqueta aun pegada a la espalda de la botella. Y desde hace mucho tiempo, tanto el Crianza como el Reserva, siempre han cumplido bajo estas premisas. Ojala siempre se pudiera decir esto de las bodegas de la Rioja...

4 comentarios:

Antonio Lopez dijo...

buenas noches antes de nada
y siguiendo con mis preguntas, mañana para comer vienen los suegros y abrire una botella que tengo de un vino de la ribera, carramimbre 05 roble.
y me gustaria saber, si lo conoces, que se supone que tengo que notar? algo en concreto? es decir, madera, aromas a algo etc etc
a ver si asi aprendo porque nunca note nada mas que un vino sea mas fuerte o mas suave, y de tanto leerte ya me pica la curiosidad jeje
gracias y en 6 dias nos vemos ;-)

Anónimo dijo...

Antonio,un zote como tu que va a entender.Te estiraste o es un vino de 1'50 euros.

Jose luis Louzan dijo...

Antonio cuanto lamento haber llegado tan tarde. No he leído tu pregunta hasta hace un minuto...

En ese Ribera lo mas lógico es que encuentres madera (como ha trozo de leña mas que a barniz o cajon de mueble macizo). Si la cosa fuese bien, despues podria aparecer algo de fruta, cereza, tal vez frambuesas pero muy ligero. No es un mal vino, al contraio a mi el crianza de 2003 me gusto bastante.

Ya me dirás que tal este. Siento haber tardado pero acabo de llegar de un viaje de dos días

Y Anónimo... no me gusta la gente que no da la cara. No me gusta nadita.... mejor la próxima vez antes de comentar di quien eres... así nos reímos todos

Antonio Lopez dijo...

muchas gracias jose luis, espero que lo hayas pasado bien en esas minivacaciones.
a mi el vino me gusta mucho, trate de busca sabores y aromas pero nada de nada jeje, me quedo una copina y mañana la tomo despues de leerte y a ver si hay suerte y noto algo de eso.
pd.: siento arrastrar a mis amigos a este blog