martes, 28 de octubre de 2008

Vinos varios y una de arroz...

Después de unos días de mucho lío (y seguirá) aquí estoy de nuevo con alguna de las ultimas cosas que he tomado. Básicamente con lo poco que he probado porque paso mas en la calle y hablando que probando vino, que es lo que debería estar haciendo, no solo porque es lo que quiero hacer sino también porque mi capacidad se basa en la comparación. Pero supongo que serán etapas de este negocio que uno debe cumplir y ahora, incluso estando inmersos en la de hacer entender cual es la naturaleza de mi propuesta, también busco tiempo para probar cosas.


Una de las mas recientes y recuerdo aun de mi visita ultima a París es un tinto de Burdeos, denominación Lussac- St Emillión a base, como no, de uva Merlot y un casi nada de Cabernet Sauvignon. Se trata de este Chateau de Belleuve de 2003. Es curioso lo que ocurre con Burdeos, que uno no entiende como pero al final lo que ha de estar bien esta bien, lo genial es genial y lo normal o mediocre... pues eso. Y siendo esta una denominación mas de esta zona que explota viñedo igual o mas antiguo, de modo muy similar en cuanto a practicas vitícolas y vinificación, que cree en lo mismo que pueden creer en Petrus o en Ausone, no logra llegar ni de lejos a un nivel similar, aunque eso si, guarde en su forma y su presencia los modos propios de la zona. En Cristiano; es un vino estupendo para los ocho euros que costo, correcto, con sus aromas básicos a cuero y animal, un vino básico con el que cualquiera podría entender como se las gasta St. Emillion pero sin llegar a probar un autentico vino de esta zona. Como Merlot correcto y asequible, aunque en Lavinia España no se ofrece, por lo menos online.


El otro "agraciado" en estos días complejos para mi ha sido un blanco albariño que se quedo sin probar por llegar al final de un verano cargado de muestras y donde yo al menos me sature de esta uva. Y lo lamento. Se trata del Ex-Libris de 2007 de Bodegas Lagar de Besada. Es el vino básico de la bodega y no supera demasiado en tienda los 8 euros. Es un monovarietal con la estética habitual de la bodega y he de decir que me gusta. Es un vino afrutado pero con personalidad, de nariz abierta, suave y fácil. En boca además se propone ligero, mineral y fácil de beber. Un vino sin excesos, sin pretensiones tampoco, pero que me dice mucho de una bodega que sabe bien que quiere ofrecer en cada tramo de precio y con cada vino que embotella. Desde la modestia.

Y como todo culmina donde siempre aquí os dejo mi arroz con verduras y langostinos de hoy al mediodía (tengo una receta de Fabes con Langostinos pero eso esta noche para que repose de cara a mañana miércoles. Un lujo de mi amigo A. Lopez. Gracias). Que aproveche.

5 comentarios:

Toni dijo...

En Francia, casi siempre el precio del vino te da una pista sobre lo que te vas a encontrar.
En España somos diferentes. Aquí cualquier constructor monta una bodega, saca un vino y zas, 35€ la botella. En fin...

Jose luis Louzan dijo...

No creas Toni... en Francia tambien hay casos de sobreprecio por marqueting pero, mientras alli eso les cuela una temporada, a lo sumo dos, aqui el "invento" cuela durante decadas...

compangu dijo...

Vosotros que estais tan viajaos
¿sabeis cuánto sube el precio de un vino en un restaurante francés con relación al que tiene en tienda?
Ya sé que es una pregunta genérica, que depende del vino y del restaurante, pero así, una cosa aproximada, más o menos, por encima, y tal y tal...

Antonio Lopez dijo...

muy buena pinta ese arroz jose luis, a ver que tal las fabas :-)
ya nos contaras

Jose luis Louzan dijo...

Compangu; no es mucho mi terreno ese de la hostelería gala pero por referencias creo que como por aquí, es decir, lo que vale 15 en tienda, en restaurante sobre 25 y así exponencialmente hasta infinito jejeje.

A. Lopez: Las Fabes co......das, vamos un nueve con cinco... Ahora con almejas jejejeje. Muchas gracias fiera..